Apoyos y topes oclusales

Apoyos oclusales en protesis parcial removible

Descansos y apoyos oclusales sirven para designar cualquier componente de la protesis parcial que se aplique sobre un diente pilar. Tambien se pueden definir como unas prolongaciones rígidas procedente de la estructura protésica mediante un conector menor. Se localizan sobre o encima de un lecho neutralizando las fuerzas verticales que tienden a clavar la prótesis en la mucosa oral y transmitiendo fuerzas funcionales al diente.

Funciones de los apoyos oclusales

1. Impedir el enclavamiento de las prótesis, oponiéndose a las fuerzas de masticación (soporte).
2. Dirigir las fuerzas de la masticación lo más axialmente posible.
3. Mantener en posición los brazos del retenedor.
4. Impedir la extrusión del diente pilar y mantener contacto oclusal con el antagonista: restaurar plano oclusal en versiones o migraciones.
5. Impedir la impactación de alimentos en el punto de contacto entre el diente pilar y la prótesis.
6. Oponerse a las fuerzas desestabilizantes laterales en sillas libres (estabilización).

Los apoyos oclusales van a tener que elegir su ubicación según qué caso:

dento/muco/dentomucosoportada. En las crestas intercalares, los topes oclusales van adyacentes al diente que intenta sustituir: distal del premolar, mesial del molar (puente de premolares a molares).
En sillas libres, dentomucosoportados, los apoyos van siempre a mesial. Hay que equilibrar la fuerza transmitida al diente y la deformación de la mucosa.

Características de los apoyos o topes oclusales:

Forma triangular o redondeada.
Apoyo cóncavo, localizado siempre en la cresta marginal (en fosa mesial o distal).
Anchura y longitud similares (1/3 de la distancia mesio-distal)
Suficiente grosor (0,5mm en zonas periféricas, y 1mm en la zona central)
Plano inclinado hacia el centro, con el conector en un menor ángulo de 90º (para mejor transmisión de fuerzas.
Los lechos para los apoyos preparados en espesor del esmalte o restauraciones fijas. A veces, en el esmalte, hay que preparar un lecho en el diente, en el esmalte, como una muesca. Para saber si es necesario, realizar Rx.
Siempre en mesial en sillas libres distales.

Apoyos linguales o cingulares, y apoyos incisales

Apoyos linguales o cingulares: Si el apoyo ocupa una posición sobre la superficie lingual de un diente anterior, se le denomina apoyo lingual o cingular.

Se realizan preferentemente en caninos, de la forma más axial posible, para distribuir mejor las fuerzas. Por ello, se debe prepara en función del eje (se debe acercar al eje de rotación). Es necesario comprobar la disclusión canina del paciente, para ver si se puede poner el tope cingular o no.

Apoyos incisales: Un apoyo colocado sobre el borde incisal de un diente anterior se le conoce como apoyo incisal.

El apoyo lingual y el incisal son retenedores indirectos.

Son menos estéticos, porque se ponen por encima de los bordes incisales. Tienen un mayor brazo de rotación (con un conector menos largo), y proporcionan estabilización periodontal.

Apoyos para topes oclusales

Se labra una cavidad en amalgama o en el esmalte del paciente, para conseguir un lecho para el apoyo. Se necesitan: articulador, paralelizador, y Rx, a la hora de realizar una PPR. Mediante la Rx, veremos el espesor del esmalte para realizar el lecho y no llegar a dentina.
Los modelos deben estar siempre transferidos al articulador. No se puede hacer el diseño a ojo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

3 ideas sobre “Apoyos y topes oclusales”